Noticias

LA COMPETENCIA
Características de la competencia

Para analizar el éxito de la empresa es indispensable saber qué competidores tiene y cómo son estos competidores. Describa cuál es su competencia y sus características principales. Procure contestarse preguntas como las que le planteamos a continuación:

– ¿Cuántas empresas ofrecen un producto o un servicio parecido?

– ¿Qué idea tienen los clientes de los competidores?

– ¿Qué necesidades cubre el producto o servicio de la competencia?

– ¿Y qué necesidades no cubre?

– ¿Qué características tienen sus productos o servicios?
Competidores principales

Haga un análisis más exhaustivo de las empresas que son competidoras principales de la suya. En este caso, sería conveniente disponer de la siguiente información sobre estas empresas:

– Posición que ocupan en el mercado.

– Tiempo de actividad y evolución.

– Ubicación geográfica.

– Precio al que comercializa los productos o servicios.

– Relación con los clientes.

 

¿Comprar o crear una empresa?

emprender también es adquirir una empresa ya en funcionamiento. Comprar una empresa supone una serie de ventajas y desventajas, frente a la actual idea de emprender.

VENTAJAS

Ahorro de tiempo: Adquirir una empresa, permite “saltar” algunos pasos básicos en la constitución de la empresa, generalmente, burocráticos. Lo cual, permite centrarte en el negocio y en empezar a generar ventas.

Usabilidad: Entrar en un negocio, permite a su nuevo dueño centrarse directamente en el funcionamiento de este, manteniendo en un segundo plano ideas como el logo, nombre, proveedores, decoración, etcétera.

Test o prueba de mercado: La constitución de un nuevo negocio supone realizar una serie de pruebas antes de empezar a pleno rendimiento. Al adquirir una empresa, se concibe que ya ha operado en el mercado “real”, así, el emprendedor parte de una idea negocio ya validada.

Ingresos: Desde un primer momento se puede empezar a facturar y generar y ventas (si la empresa adquirida lo permite). Comenzar a rentabilizar la inversión es la principal ventaja de adquirir en una empresa en funcionamiento.

DESVENTAJAS

Responsabilidad social: Comprar una empresa en marcha implica hacerse cargo de garantías, deudas y otros compromisos (dinerarios o de carácter personal), por eso es esencial contar con asesores que te guían sobre la viabilidad de la compañía..  Actualmente se vende la empresa parcialmente financiada ,por consiguiente cualquier deuda correspondiente al periodo anterior del propietario anterior se deja preestablecido su deduccion del saldo impago.-

Prestigio o marca: El negocio tiene una historia, un perfil definido que puede resultar difícil de realizar cambios en su estructura o imagen (al menos al principio).

Negociación: Muchos vendedores sobreestiman el valor de su negocio en marcha, ya que lo valúan por sus inversiones o expectativas y no por su capacidad de generar ingresos. Puede desgastar la negociación. Solo si te acompañas de asesores expertos en procesos de compraventa, conocerás el verdadero valor de la compañía a adquirir, teniendo verdaderos argumentos de negociación.

Venta parcial: Algunos vendedores ofrecen sólo parte de su negocio, dejando bloqueados algunos aspectos clave que pueden hacer fracasar a la empresa.

Adquirir una empresa supone  una serie de ventajas y desventajas que pueden beneficiar a su nuevo dueño o en cambio hacerle fracasar en su inversión. Es importante contar con un equipo de expertos que puedan asesorar durante todo el proceso de traspaso, garantizando el éxito de la operación.

5 claves para identificar oportunidades de negocio

Hay que aprender a buscar las oportunidades, es decir, no te puedes quedar esperando a que una oportunidad llame a la puerta de tu negocio. Tienes que aprender a saber ver y analizar la realidad que te rodea y hacerte las siguientes preguntas: ¿Qué puedo ofrecer yo que no ofrezca la competencia?

¿Cómo puedo generar propuesta de valor a mi servicio? ¿En qué me puedo diferenciar

 Para aprender a ver oportunidades hay que tener en cuenta cinco factores:

1.Analiza el entorno competitivo: “Si el cambio sucede fuera con más rapidez que dentro, el fin está a la vista” – Jack Welch

Intenta entender cómo tus competidores resuelven los problemas o necesidades de los clientes y si existen todavía necesidades no cubiertas o problemas que se pueden resolver de una manera mejor.

¿Están entrando nuevos competidores?, ¿Hay bajas barreras de entrada?, ¿Son las economías de escala clave en nuestra industria?, ¿Hay competidores mejor posicionados que nosotros?, ¿Podemos reconfigurar la industria en nuestro favor?

2.Diagnostica dónde yace tu oportunidad: La innovación no es cuestión de dinero. Es cuestión de la gente que tengas, cómo les líderes y hasta qué punto te enteres. – Steve Jobs

 Tu objetivo debe ser crear una oferta claramente diferente a la de los competidores y substitutos. La diferencia puede estar en la calidad del producto, en el marketing, en el canal de venta, en usar procesos operativos diferentes que resulten más efectivos o en capacidades que tienes en tu empresa que te permiten incrementar el valor de tu producto o servicio. O puede venir de la combinación de varias de estos elementos.

¿Hay un problema o necesidad claro en el cliente que puedes resolver?, ¿Puedes crear una oferta que resuelva la necesidad del cliente mejor que nadie? ¿Puedes hacerlo a un precio razonable y a la vez obtener un beneficio?

3.Entiende la cadena de valor en tu industria: “Cuando tu cambias la manera en que miras a las cosas, las cosas a las que miras cambian” – Dr. Wayne Dyer

Analiza la intensidad competitiva en tu sector, su modelo de ingresos, el tamaño del mercado, la necesidad de los clientes no cubierta y tu modelo de negocio actual.

 ¿Quiénes son tus competidores?

,                                        ¿Cuán dura es la competencia en tu industria?,

                                                          ¿Qué ventajas competitivas tiene cada uno?,  

                                         ¿A qué tipo de clientes sirve cada uno?, ¿Son rentables?

Si quieres crear ventajas competitivas debes entender el terreno de juego de tu sector, y las fuerzas de Porter son una magnífica herramienta para analizarlo.

4.Define en qué negocio estás: “En la fábrica hacemos cosméticos; en la perfumería vendemos esperanza” – Charles Revson, Fundador de Revlon

Intenta entender tu terreno de juego preguntándote ¿En qué negocio realmente estoy?, ¿Habría algún grupo de clientes que valoraría más aquellas capacidades que son más esenciales en mí compañía, para las que estamos más preparados y que son más difíciles de imitar por mis competidores?

5.Decide quién es tu cliente objetivo: ¿Cómo es tu cliente?, ¿Qué personalidad tiene?, ¿Con quién se identifica?, ¿A que aspira? ¿Cómo se ve a sí mismo?

 Después de haber aprendido a ver las oportunidades que tienes como empresario, te será mucho más sencillo establecer objetivos y tomar decisiones para alcanzarlos.

Negocio Justo : Dirección: Dr Carlos Maria Ramirez 163 - Cel: 094436231